lunes, 28 de marzo de 2011

Nuevos juguetes: señuelos Seaspin.

La semana pasada teníamos por aquí a varios pescadores italianos, todos ellos relacionados de una u otra forma con Seaspin, web italiana de mucho renombre y recorrido, que no sólo trabaja en los correillos de pasillos cibernéticos a través de su foro, si no que también se dedica a la comercialización y distribución de muchos materiales. No voy a contar nada nuevo para muchos, tampoco lo pretendo ya que no suelo ser de los que buscan el último señuelo que ha salido al mercado, ni persigo los últimos adelantos tecnológicos que se aplican al material: me hago con lo que puedo, según va llegando y dependiendo siempre de las circunstancias cotidianas de las que esta persona depende.

Cortesía de Stefano, miembro del staf de Seaspin, tenemos por aquí unos cuantos señuelos que cuanto menos han provocado en mí, asombro al darles uso estos días. Muchos ya los conocen, otros puede que ya los hayan usado...
Cuando las cosas se hacen bien hechas, y con calidad, sólo caben las buenas palabras, y esta casa creo que ha acertado con señuelos a la altura de los Shore Line de Daiwa o los estupendos Ima.

Mommotti 140, 180 y 190.

Un gran grupo de pesca.


Como decía días atrás, estuvieron por aquí algunos pescadores que ha merecido la pena conocer: por un lado me he encontrado con buenas y simpáticas personas, pescadores que no paraban de reírse, poner buena cara y tener toda la paciencia del mundo ante los inconvenientes, que para tratarse de un viaje de pesca, fueron muchos durante los días que pasé con ellos. Por otro lado tenía la oportunidad de compartir pesquero con personas que vienen de "otro spinning" diferente al que solemos estar acostumbrados por estas islas : cañas de 6'(como mucho 2,10mtrs)monotramo, anzuelos simples curvos en todos los señuelos, diferentes formas de entender la pesca...y eso siempre me causa cuanto menos curiosidad.
Stefano y Alessandro venían para pescar y probar señuelos, mientras un grupo formado por dos cámaras ( Gigi y no recuerdo el nombre del otro compañero) y un fotógrafo ( Bruno) se lo curraban para obtener buenas imágenes y retrateras. Por otro lado también llegaron a la isla otro grupo de Seaspin que partió rumbo a la Graciosa para luego reunirse en la más pequeñas de las canarias.
El amigo Paolo me habló de su llegada, comentandome que él se dirigía con el segundo grupo a la Octava y si no me importaba acompañar a la primera cuadrilla por la isla, para de alguna manera aconsejar o dirigirlos a los lugares dónde se pudiesen cumplir los objetivos fijados por los amigos italianos en esos días. Por supuesto, para mí no era un favor, si no todo un placer el poder conocer gente de la que posiblemente podía aprender cosas nuevas y hablar de temas de los que por aquí no es habitual tratar. Intercambiar ideas y relacionarse con personas de otros lugares, con las que compartes aficiones y cosas en común siempre es satisfactorio.

Con el temporal a la espalda.


Pescamos codo con codo durante dos días, en los que nada salió del agua para sacarse una foto. Nada. Sin embargo hubieron muchas picadas, persecuciones y trancones, pero todo se trasformó en perdidas por desanzuelado, ataques errados en superficie o roces contra el marisco que no soportaron las trenzas. Acción hubo, pero esta vez sí la mala suerte hizo que no pudiésemos disfrutar como nos hubiese gustado y como este que escribe tenía planeado.
Esos días había una fuerza considerable de mar, que al día siguiente subía y dejaba impracticable el spinning en casi toda la isla. Por si fuese póco, una borrasca barrió la isla con un chaparrón tremendo que casi nos deja aislados en mitad de un barrizal de espanto. La falta de 4x4 también complicó el asunto ya que con aquel aguacero tampoco se podía acceder a los pocos veriles resguardados del viento que habían.
En fin, que acción hubo y la diversión fue nuestra bandera, pero nos quedamos con las ganas de cumplir expectativas, y yo personalmente rascado por ellos. Menos mal que luego arreglaron el balance de capturas en La Graciosa.
Lo dicho: todo un placer personal el haberme reído y pescar junto a estas personas. Especialmente con Stefano, Ale y Bruno hice muy buenas migas, los más cachondos y bromistas pese a sus formas siempre tan tranquilas y correctas.

Dejaron por aquí algunos señuelos muy interesantes de la casa italiana: en cuanto a diseño, natación, durabilidad, lance, innovación, y calidad-precio merece la pena dedicarles y hacerles un hueco en este espacio.

Mommotti 140.


El Mommotti ya de por sí es un señuelo perfecto. Vuela considerablemente bien, aguantando viento si es necesario con los modelos 180 y 190( 26 y 34 gr.), y sus presentaciones holográficas son sencillamente estupendas, con modelos que pescan en nuestra mente al verlos. La natación por otro lado es muy buena, y como decía el compañero Paolo hace tiempo ( el fue de los primeros en probarlos por aquí) aguantan mucha corriente mientras ofrecen un buen abanico de recuperaciones.


En el caso del 140, me ha parecido un buen señuelo, una golosina que seguro pescará buenas lubinas y todo tipo de animalitos, si bien sus 16gr. me parecen insuficientes en ocasiones en las que el viento azota fuerte y queremos llegar lejos, dónde está nuestro objetivo. También tengo que decir que estoy muy habituado a pescar con señuelos de entre 20 y 30gr, buenos voladores con los que sacar esos metros necesarios, por lo que las valoraciones más serias con el mommotti 140 seguro llegaran con más tiempo de prueba.


Mommotti 190.

El hermano mayor de los Mommotti. Un estupendo volador con 34gr. de peso, que aguanta corrientes como el que más y ofrece, al igual que los otros tamaños, colores tan tradicionales como innovadores.  Son largos, con una silueta esbelta, un babero y un sistema de trasmisión de bolas que lo hacen aguantar perfectamente y trabajar dónde muchos otros no pueden por la corriente y el viento. Un comodín.

Mommotti 190.

Es el minnow más largo que he usado hasta hoy, y apuesto mucho por él a la hora de engañar a los chicos malos del veril, la triada de pejerreis, sierras y bicudas. Por si alguno se pregunta o cuestiona el asunto de la perdida de balance al sustituirle los triples por anzuelos simples, puedo decir que de momento no he notado nada al respecto y que múchos usan en estos señuelos anzuelos simples sin ningún típo de problema. Nada que decir a la hora clavar con estos anzuelos, todo comodidad.


Bujinu.

Para este señuelo he reservado parte de mis mejores palabras, y no es para menos ya que no solamente me sorprendió al probarlo, si no que me ofreció todo un recital de picadas y acción hasta que desde el agua alguno trató de desprenderse de él rozando la trenza contra las piedras. Un estreno con alegría y dolor.


Vamos a ver. Es un señuelo de 28gr de peso, algo chato y dotado de una natación increíble. Se lanza correctamente bien, en la línea de los buenos voladores, pero lo espectacular está en que ofrece otras posibilidades: profundiza más que los mommotti gracias a su largo babero, aguantando corrientes como el que más y trabajando hasta el último momento bajo el agua incluso cuando se trabaja desde alturas y no a ras de mar, evitando las salidas del agua que sufren otros señuelos.


En cuanto a como se comporta bajo el agua, no puedo decir más que son perfectos, nerviosos y vamos, todo un bocado para bichos malos. Nada que reprochar y por cierto, estupendos en cuanto a holografías y presentaciones, si bien siguen la línea de otros lures de Seaspin, que no ha escatimado en obtener ese punto de calidad a favor. Hay modelos por los que se me caen las babas.


Dentro de lo que cabe, y para las posibilidades que tiene el señuelito de marras, aguantan bastante bien las embestidas de dientes que posee la triada canaria, cosa que agradezco bastante ya que si algo por ejemplo me fastidia de muchos señuelos con gran fama y elevado coste, es que se pelen como un plátano a los tres roces con las piedras.

Pro Q.120

Otro señuelo del que espero mucho.
La superficie y stickbaits ya me tenían ganado. Cada capa de agua ofrece sus posibilidades, pero es en la superficie dónde se dibujan los mejores contorneos y se disfruta como de ninguna otra forma.


Un paseante de 27gr. que se lanza extraordinariamente bien, si bien es cierto que el que escribe solamente usa paseantes cuando el viento lo permite, entendiendo por ésto la ausencia de éste o moderado dando de espaldas, siempre con líneas que facilitan el lanzado. Se que me repito, pero es que se mueve de forma excelente trabajandolo en diferentes ritmos y cadencias de velocidad.


Los colores: muy naturales por lo que he podido ver y con tendencias hacia lo natural, con colores y holografías que deseo tener en mi poder, ya que tengo en mente momentos y lugares dónde intuyo que marcaran la diferencia.



Coixedda 100.

Un señuelo que recuerda a los antiguos Aile Magnet Darter Db de Duel y Yo-Zury (en tamaño 105 (18gr.), con una excelente gama de colores y holografías. También hay que decir que excelente es la gama que dispone Duel en los Darters actuales, que por cierto han subido de precio desorbitadamente por aquí, codeándose con otros señuelos medio-caros y abandonando los puestos de señuelos asequibles con garantía.


El Coixeda 100 pesa 16gr. Se lanza muy bien con línea ligera, y recuperandolo lentamente a tirones pausados produce agradables contorneos; con algo de velocidad en recogida continuada saca el nervio a relucir. Incluso con un WTD le sacamos algo al cacharro.


No he podido trabajarlo más que un rato en condiciones óptimas, pero en ese corto tiempo las sensaciones fueron agradables. Habrá que verlo con corrientes fuertes y viento lateral, dónde pienso que no se desenvuelva tan bien con tan reducido peso y ausencia de babero que "amarre" algo al señuelo, lo mismo que me ocurre con otros señuelos como el Sasuke o los Aile( en pesos ligeros).


Al igual que al Mommotti 140 en ocasiones le falta peso para alcanzar rompientes lejanas, pero puede resultar un buen señuelo para lubinas y sargos en determinados momentos en los que requiero señuelos ligeros. Cada momento puede requerir diferentes tácticas, o eso creo.

Grazie mile.

Les dí las gracias por los buenos ratos pasados justo antes de despedirnos cuando partían hacia La Graciosa, mientras les deseaba mejor suerte que la que habían tenido conmigo. También les dí las gracias por los detalles y buenas maneras mientras los despedia en el aeropuerto; pero ahora quiero aprovechar también y darles las gracias en este medio, especialmente a Stefano y Alessandro, por haber compartido con nosotros anécdotas y detalles con los que nos divertiamos en todo momento. Más que la simple pesca tenemos en común.

Bueno, lo voy dejando ya, que esta vez si me he pasado en cuanto a lo prolongado de esta entrada. Ahora tengo unos señuelitos nuevos con los que divertirme ( I need Bujinus), mientras me decido por los nuevos que quiero mandar a pedir.
Y que nadie piense que me ha entrado la vena consumista...

6 comentarios:

Y digo yo dijo...

Coño esto es p'aleerlo con pasensia....

cañacortada dijo...

Estos artificiales son una verdadera maravilla.

Tengo los Mommotti 140 y 180 en varios colores. No solo son pescadores sino que lanzan estupendamente.

El Coixeda 100, del cual poseo unos cuantos, nada tiene que envidiar a los anteriores.

El paseante (Pro Q.120) aún no lo llevo pero no tardaré mucho en utilizarle. Es espectacular.

Buena entrada Femés.

Saludos.

Femés Elvira, dijo...

Y eso que traté de resumir la entrada...jejej
Algo de información creo que hay, espero que sea de interés ;) Son estupendos J.L!


Buenas Angel!! Es un abanico de señuelos increible. El Coixeda, como les comenté a los chicos de Seaspin, me parece que con unos gr. más seria terrorífico en el agua (igual otro modelo para el futuro).
Me han gustado múcho ;) Saludos.

Y digo yo dijo...

Muy interesante, gracias por las descripiciones y valoraciones :)

Stefano Pisu dijo...

Gracias por la revisiòn Femès, non quero aprofechar del su spazio fara hacer publicidad, así que acabo de decir gracias por todo, usted es una persona realmente generosa y desinteresada, un hermano! Hasta pronto! ;-)

Femés Elvira, dijo...

Para nada Stefano, como ya díje, cuando las cosas se hacen bién hechas, siempre merece la péna estar al tánto y alabar el trabajo correcto.
La publicidad es relativa: para mí es un placer que otros buenos pescadores, amigos y conocidos, tengan costancia de estos magníficos artificiales :) que habeis creado.
Cualquier producto que pruebo y me gusta, puede salir en este espacio con las mejores de las alabanzas, como a ocurrido con otras marcas. Por otro lado, las buenas maneras y educación de la que hicieron gála durante la visita, no se olvidan.
Amigo, un fuerte abrazo, cuidate múcho y espero verte prónto.